Comunicado de prensa 044/2012

Presentan libro sobre ciudades sustentables desde las experiencias de México y Pekín


comunciado044a_2012Construyendo ciudades sustentables: experiencias de Pekín y la ciudad de México es el título del libro que se presentó en Casa Toluca de El Colegio Mexiquense, A. C. como parte de las actividades que realiza el seminario de Estudios estratégicos e internacionales, la cual se realizó con la intención de conocer el trabajo que un grupo de expertos realiza en torno a temas comunes que se investigan en el Colegio.

La presentación estuvo a cargo del doctor Sergio Martínez Rivera, de la Facultad de Economía de la UNAM y del Centro de Estudios China-México, él comentó que el libro surgió de la necesidad de ofrecer una serie de temas para el estudio de China, más allá de los económico y comercial; este volumen, dijo, es resultado de un seminario en el que participaron alrededor de cuarenta especialistas, chinos y mexicanos, de diferentes instituciones académicas.

comunciado044b_2012Martínez Rivera comentó que China se inserta en un proceso de urbanización y que, actualmente, el tema de las ciudades juega un papel fundamental en el escenario del cambio climático. Explicó que las razones por las que se toma como referencia la ciudad de México y Pekín son que ambas ciudades están catalogadas como las aglomeraciones urbanas más densamente pobladas, que son las más vulnerables frente al cambió climático y, además, que tienen un acuerdo de hermandad para intercambiar ideas, experiencia, grupos de técnicos y especialistas en las áreas de educación, tecnología, medio ambiente y otros temas.

El libro pretende cuestionar el concepto de ciudad sustentable, ya que muchas veces se considera como una utopía, Martínez Rivera agregó que en el texto se encuentra la reflexión de cómo nace y ofrece una referencia para saber qué es una ciudad sustentable. Consideró que en conclusión puede decirse que en un nivel comparativo, México tiene algunos avances que se han replicado en el caso chino.

El libro fue comentado por la doctora Susana Medina Ciriaco y el doctor Alfonso Iracheta Cenecorta, ambos profesores investigadores de El Colegio Mexiquense, A. C. Medina Ciriaco mencionó que el libro que se enfoca a los problemas fundamentales del contexto de ambos países, dijo que aunque China es una potencia mediana conserva rasgos de un país en desarrollo y esto se puede ver en algunas experiencias citadas en el libro; agregó que México y China comenzaron su proceso de urbanización en distintos tiempos, el primero luego de la década de los cincuentas y el segundo luego de los ochentas.

Por su parte el doctor Alfonso Iracheta mencionó que el libro es un trabajo extraordinario en el sentido de que es pionero en un esfuerzo por vincular a México con una realidad que ha sido tremendamente lejana en la historia del país; habló de la penetración y la relación que China tiene con el mundo, dijo que este proceso de inserción acelerada hace posible la visión crítica de lo que pasa en México, que pareciera ser monotématico y no dejar de mirar al norte.

Dijo que otra situación importante del libro es que se abordan las relaciones internacionales desde una perspectiva de preocupación global y que entre las dos ciudades hay paralelismos no necesariamente relacionados con las buenas prácticas, sino con retos y problemas que se hermanan por los desafíos: las dos tienen del orden de 20 millones de habitantes y son espacios de alta concentración de poder. Desde la perspectiva urbanística se observa que son ciudades que crecen a una velocidad acelerada y ambas han carecido de operación y de control en este crecimiento, además de que se caracterizan por producir enormes cantidades de vivienda, particularmente en la última década; otro paralelismo es que consideran a los mercados, inmobiliarios y de la construcción, como motores del desarrollo; es decir, no es la inversión pública ni productiva ni la conducción del estado lo que determina cómo, en dónde y para qué se produce edificación, sino que es una decisión que toman los mercados trayendo desorden y caos ambiental.

Iracheta comentó también algunas características disímiles entre las ciudades, tal es el caso de que, ya que los pobladores no participan en las decisiones que se toman para la comunidad, se toman decisiones cupulares: en China de los mercados, con alguna participación del gobierno, y en México, mayoritariamente de mercado. Otra diferencia significativa es que Pekín sí tiene proyectos a largo plazo aunque carece de una visión de planeación, es decir, tienen grandes proyectos pero no se tiene la suficiente capacidad para hacer las evaluaciones que se requieren. Agregó que las lecciones que se pueden aprender de esta comparación deben ser la revisión crítica sobre los conceptos de lo público y lo comunitario.